5.4.17. Nuestro programa ya ha logrado el éxito y hemos eliminado la rabia canina de la zona; ¿cómo la mantenemos esta zona libre de rabia?

Una vez que se haya alcanzado el primer objetivo del proyecto de control de la rabia canina (es decir, la eliminación de la rabia canina de una zona concreta), deben dedicarse todos los esfuerzos a mantener la zona libre de rabia (fase de mantenimiento).

Se recomienda consultar las reglas básicas de la OIE y la OMS para encontrar un detalle de los países y regiones libres de rabia, disponibles aquí y aquí. Por favor, obsérvese que la definición de la OIE de zona libre de rabia es válida únicamente a los efectos de las normativas en materia de importación y no está prevista como orientación sobre profilaxis post-exposición u otras decisiones de salud pública.

Se reconoce a una región o país como libre de rabia únicamente si las medidas de vigilancia epidemiológica correspondientes no detectan ningún animal ni persona infectados con el virus de la rabia canina por un periodo de dos años. La vigilancia adecuada incluye entre otros requisitos el envío de todos los animales sospechosos al laboratorio de diagnóstico, como se describe aquí. Los requisitos mínimos necesarios para un sistema eficaz de vigilancia contra la rabia se detallan en el Plan Maestro de Prevención y Control de la Rabia, Sección 3.

El mantenimiento de una zona libre de rabia canina requiere que se apliquen unas normativas eficaces sobre importación y cuarentena conforme a las definiciones de organismos internacionales, como se explica aquí..

Una evaluación de riesgos que tenga considere la presencia de la rabia silvestre (incluida la rabia de murciélagos), la prevalencia de la rabia canina en zonas fronterizas, la efectividad de las normativas en materia de importación y la calidad de la vigilancia, servirán como fundamento para adoptar las decisiones sobre la necesidad de mantener una elevada cobertura de vacunación en perros, una vez que la zona esté libre de la rabia. Por ejemplo, es posible que sea necesario continuar con la vacunación de perros en centros de transporte y zonas fronterizas, para garantizar la existencia de “zonas barrera” en los momentos iniciales de la fase de mantenimiento, al mismo tiempo que se debe mantener una  vigilancia intensa basada en laboratorio y se ponen en marcha estrategias de respuesta rápida (es decir, vacunación de contención) en respuesta a nuevas introducciones.

JPEG - 53 KB

La exportación de esfuerzos de control de la rabia canina a las jurisdicciones limítrofes debe intentarse a través de colaboraciones transfronterizas más intensas que impliquen a los ministerios y agencias relevantes, las cuales podrían recibir el apoyo con recursos según queden disponibles. Por ejemplo, en KwaZulu Natal, se ha constituido un grupo transfronterizo contra la rabia que comprende a representantes de territorios limítrofes (Mozambique, Swazilandia y Mpumalanga) en el seno de un programa nacional de control de la rabia canina.

OMS = Organización Mundial de la SaludWorld

OIE = Organización Mundial de Sanidad Animal

WSPA = World Society for the Protection of Animals (ahora World Animal Protection)




Página anterior: 5.4.16. ¿Qué herramientas de control de la población canina se recomiendan actualmente?

Página siguiente: 5.4.18. ¿Cómo podemos controlar los desplazamientos de los perros?





Portada del sitio | Contacto | Mapa del sitio |
Cuarta versión; última actualización: diciembre de 2017